-El mensaje DE CRISTINA-

SIEMPRE HE VIVIDO CON PASIÓN

 

Aún recuerdo con claridad cuando a mis 14 años se cumplió el sueño que tenía desde mis 9 años: ser Campeona de España de dos deportes distintos: esquí náutico y esquí alpino.

Por aquel entonces los valores de vivir cada momento con pasión y dar el 100% de mi misma habían penetrado hasta lo más profundo de mis venas.

De alguna manera había conseguido descubrir el secreto que la mayoría de las personas no conocen o se niegan a descubrir: el poder de la mente. Y este consiste en que lo que puedes imaginar es porqué está dentro de tus posibilidades y si lo puedes imaginar lo puedes conseguir.

Pero este secreto no es tan sencillo, con conocerlo no es suficiente. Para conseguir todo aquello que imaginas, no solamente tienes que utilizar el poder de la mente, sino que también tienes que realizar las acciones necesarias para llegar hasta allí y abrirte a un mundo lleno de posibilidades.

En mi experiencia del descubrimiento del poder de la mente

Por lo que desde el momento de esa revelación empecé a imaginar un mundo lleno de posibilidades y empecé a diseñar cuales serían los próximos objetivos en los próximos años. Empecé a coleccionar tantos objetivos como posibilidades se me ocurrían, y cuando alguno caía, me surgían nuevas ideas y nuevos objetivos.

Así fui avanzando en el camino de la vida, de objetivo en objetivo, consiguiendo cada vez metas más altas y quería creer satisfactorias. Conseguí ser campeona de España de esquí náutico hasta 11 veces, 16 títulos internacionales, hasta que un accidente se cruzó en mi camino y me apartó del mundo de la competición. Sin embargo eso no consiguió apartarme de mi carrera de objetivos. El hecho de quedar con secuelas permanentes en mi pierna izquierda hizo que me focalizara ahora en el éxito profesional.

Terminé mi carrera de odontología, la cual había elegido en un primer lugar para subvencionar un deporte tan minoritario y caro como el esquí náutico.

En lo más profundo de mi ser sabía que no quería ser odontóloga, pero por primera vez en mi vida decidí apartar mi intuición y seguí focalizandome en mi carrera de objetivos.

Lo que aún no había descubierto por aquel entonces es la importancia de conocer nuestro propósito de vida y vivir acorde a este. Por lo que ya desviada d emis objetivos, seguí avanzando en la carrera de la vida.

Debido a la falta de oportunidades en mi país decidí hacer las maletas y probar suerte en otro país. Llegué a la Isla de Saint Martin en el Caribe, donde conseguí un buen suledo que me permitio realizar mi próximo sueño/objetivo: tener mi propio negocio, y fué así como compré mi clínica dental.

A ojos ajenos Cristina había llegado rápidamente al éxito profesional como odontóloga. Llevando un negocio exitoso, ejerciendo la especialidad de cirugía y alcanzando un alto nivel económico, viviendo en una isla paradisíaca. Sin embargo, Cristina pasó los años más difíciles de su vida. No encontraba sentido en su profesión, sentía que su vida no tenía dirección y necesitaba encontrar respuestas para vivir una vida plena. Además su experiencia le demostró que ser una mujer soltera con negocio propio en el Caribe tenía peligrosos/serios riesgos.

Durante los últimos años había sido incapaz de identificar cuál era su propósito en la vida.

Pero su experiencia en el Caribe la llevó a la realización de que estaba en este mundo por algo más. Fue entonces cuando comprendió que solo dependía de ella hacer un profundo trabajo interior, para conseguir resolver todas sus dudas internas y encontrar su propósito en este mundo. Empezó a estudiar a los mayores líderes mundiales de desarrollo personal, espiritual y profesional, los cuales le guiaron a encontrar su propósito en la vida.

La decisión de empezar de cero implicó vender la clínica dental, volver a su país y dejar su profesión como odontóloga, abandonando la seguridad de un trabajo bien pagado y reputado. Invirtió todos sus ahorros para formarse como coach y siguió desarrollando sus conocimientos en emprendimiento, marketing y desarrollo personal y profesional para poder aportar el máximo valor tanto a su nuevo proyecto personal, como al de los demás.

Durante este proceso, recuperó los hábitos saludables que había abandonado y empezó a cuidarse por dentro y por fuera. Retomó el deporte, las clases de yoga y meditación y la buena alimentación. Además, volvió a rodearse de las personas que aportan sentido a su vida. (quizás quitar este párrafo, si crees que sobra).

Durante este periodo se dió cuenta de cuántas personas se encuentran en su misma situación, pero sin embargo no hacen nada al respecto y continúan sus vidas sin dirección ni propósito. Su pasión se focaliza ahora en ayudar a todas aquellas personas que no solamente quieren llegar al éxito profesional, sino que también quieren encontrar sentido y propósito en sus vidas, aportando su máximo potencial. Es por ello que decidió escribir: Imposible es solo una opinión, libro en el que recopila todas sus experiencias de vida y sus conocimientos sobre desarrollo personal y profesional, para poder así ayudar al máximo de personas a que cumplan sus objetivos personales y profesionales y vivan una vida plena y con propósito.

Cristina también organiza talleres a través de los cuales comparte sus conocimientos sobre eficacia personal, liderazgo, autogestión, eficacia de equipos, desarrollo personal y profesional.

Su pasión por el potencial humano, el poder de la mente y ayudar a los demás hace que esté constantemente movilizándose para compartir su mensaje y concienciar a las personas de que deben vivir una vida plena, aportando su máximo potencial. Cree firmemente que, con pasión y propósito, todo es posible en la vida.

Es por eso que para que puedas conseguir todo aquello que imaginas te voy a dar las herramientas necesarias para que pases a la acción.

PERO EL INGREDIENTE PRINCIPAL PARA LLEGAR A LA PLENITUD ES EL PROPÓSITO